arquitectura con minúsculas

"mucha gente pequeña, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, puede cambiar el mundo" e. galeano

¿por qué llamarlo COAM si lo que queremos es un CCC*?

red hat society. si no te gustan los sombreros rojos, basta con no asociarte.

red hat society. si no te gustan los sombreros rojos, basta con no asociarte. anda, como… ah, no…

cuando se trata de hablar del colegio oficial de arquitectos de madrid (COAM) hay en este blog plumas más afiladas y certeras que la mía pero, como colegiada del mismo, en esta ocasión me resulta muy difícil abstenerme de dar mi opinión.

¿el desencadenante? el anuncio de la presentación esta noche de la orquesta y coro del colegio de arquitectos. sí, sí, habéis leído bien: orquesta y coro.

dicen los estatutos del COAM , en su artículo 4, que entre sus fines se encuentran (y copio literalmente):

  1. ordenar el ejercicio de la profesión de Arquitecto.
  2. la representación exclusiva de la profesión de Arquitecto.
  3. la defensa de los intereses profesionales de los colegiados.
  4. velar por la satisfacción de los intereses generales relacionados con la Arquitectura considerada como función social y, por extensión, de los medios (ciudad y territorio) en que se desenvuelve la actividad humana, tanto en lo relativo a los valores culturales como a los medioambientales.
  5. promover la constante mejora de la calidad de las prestaciones profesionales de los colegiados, a través de la formación y el perfeccionamiento de los mismos.
  6. cooperar en la mejora de los estudios que conduzcan a la obtención del título habilitante para el ejercicio de la profesión.
  7. colaborar con las Administraciones Públicas en el ejercicio de sus competencias en los términos previstos en las leyes.

quizá no soy muy buena leyendo entre líneas, quizá peco de purista, pero ¿en cuál de estos fines se encuadra la creación de una orquesta y coro?

aclaro que me gusta la música, soy la primera que defiende su inclusión en la educación y su importancia social. y por supuesto no tengo nada en contra de aquellos compañeros que hayan decidido unirse a la orquesta y al coro siguiendo la invitación del colegio (ya, ya sé que estas aclaraciones parecen obviedades, pero no quiero dejar de hacerlas para que se entienda bien mi punto de vista). en última instancia, lo del coro es sólo una muestra en medio de una serie de decisiones y operaciones cuestionables.

mis reparos, o mi franca oposición, vienen a la promoción de este tipo de actuaciones por parte de un organismo al que me obligan a pertenecer para poder desempeñar mi labor profesional. porque si el colegio fuera un asociación privada, de libre elección, me parecería perfecto que tuviera orquesta, coro o grupo de arte dramático (también me gusta el teatro), si esa fuera la decisión de sus socios. pero no concibo que mientras se lucha por el mantenimiento en la LSCP de la colegiación obligatoria, se utilice la estructura derivada de la misma para este tipo de acciones.

y es que mientras a los colegiados se nos recortan los servicios básicos – desde el 1 de julio  tenemos que pagar una cuota extra si queremos tener acceso a las asesorías (técnica, jurídica, laboral y fiscal), al departamento de internacionalización, al listado de concursos y a la bolsa de empleo – en una clara violación de los puntos 3 y 5 de los fines definidos en los estatutos; hay tiempo y presupuesto para organizar una coral. a menos que se nos diga que la coral y orquesta se organizan a coste cero, a base de la buena voluntad de los participantes; lo cual sería casi más preocupante por ahondar en un modelo que por desgracia conocemos sobradamente.

por ello, y siguiendo esta moda del re-naming que el colegio ha desarrollado durante los últimos años, proponemos que: si el edificio del colegio es ahora LASEDE, el ático ha pasado a ser el Penthouse, hablar cara a cara de negocios se denomina speed date con arquitectos face to face; el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid (COAM) adopte la denominación de *Club de Campo con Coro (CCC) que al menos nos daría a los implicados-a-la-fuerza razones para entender determinadas decisiones.

 

 

 

 

 

Anuncios

Acerca de rqlmartinez

arquitecta, docente e investigadora

8 comentarios el “¿por qué llamarlo COAM si lo que queremos es un CCC*?

  1. paco bRijUNi
    15 julio, 2014

    No sé, el coro, claro, qué maldad puede haber en un coro, ninguna! No obstante lo que plantea Raquel tiene interés. Yo, como usuario muy habitual de la biblioteca, añadiré que se oye muchísimo cuando enseñan. A mí particularmente me da igual pero hay compañeros a los que se molesta de forma evidente. En cuanto a las cuotas, en fin, tenía mucha gracia cuando explicaban lo del retorno del 100% como una rebaja y otras regalías que luego no lo eran. Ahí estoy con Ignacio. Se quieren vender rebajas y descuentos cuando en realidad donde las hay es en algunos servicios que antes se daban y ahora son de pago. Abrazos!

  2. igvsandoval
    14 julio, 2014

    Para evitar dudas o malas interpretaciones:

    Es FALSO decir que se ha bajado la cuota, o decir que tan solo se está cumpliendo la ley. Eso si que es una total y absoluta falta de respeto al colegiado. Cómo se puede decir eso??!! De verdad que Junta de Gobierno intenta justificar aquello que no tiene sentido alguno!

    Las cuotas básicas son más altas y los servicios importantes son todos de pago extra. No hay un solo colegiado que no vea esto. Motivos: los que se quiera, cubrir el deficit económico o de colegiados, pero es mentira que las cuotas sean iguales o más bajas. Son más altas.

    Los servicios básicos y relevantes que un colegiado puede necesitar son, a día de hoy, más caros (lo amparé quien lo ampare) que antes, ya si eres del antiguo grupo B (donde ha habido descolegiaciones masivas por esta hábil maniobra) ni te cuento!

    Lo demás, por culturalmente interesante que pueda ser, incluido el coro, es accesorio. Muy accesorio.

  3. :)iego
    14 julio, 2014

    Estimada Raquel,

    me sorprende bastante la tesis de este artículo y más al ver que proviene de quien ha colaborado en iniciativas aparentemente fuera de los objetivos que marca la ley relativa a las funciones de los Colegios.

    Toda la estructura del artículo se basa en la tesis de que si el COA de Madrid tiene iniciativas fuera de lo que la ley le dice, significa que no cumple con los objetivos que la ley le marca o los hace mal. Es decir, la existencia del coro se convierte en la prueba de una supuesta mala gestión del COAM.

    Sobre todo este asunto tengo que decir:

    – el coro y la agrupación orquestal del COAM es una iniciativa de los propios colegiados que así lo solicitaron.

    – dado el interés de la Junta de Gobierno del COAM en fomentar el Colegio como lugar de encuentro entre compañeros más allá de que “sólo sirve para visar” -expresión a menudo empleada por otros compañeros- se decidió apoyarla.

    – son los mismos integrantes quienes sufragan los coses y son ellos los que emplean su tiempo y medios para lograr que la iniciativa salga adelante.

    – que en ningún caso merma la capacidad del Colegio en presentar enmiendas al PGOUM o a la ordenanza de actividades del ayuntamiento de Madrid; en promover acciones acordes con el CSCAE en la defensa de los intereses de los arquitectos en lo referido a la LSCP; en dar una viabilidad económica al Colegio que permita mantener sus servicios sin subir las cuotas; en ofrecer un seguro gratuito a todos los colegiados; en articular cualquier otra iniciativa en defensa del patrimonio madrileño o de los arquitectos de Madrid; etc…

    Como miembro de la Junta que ha coordinado al Coro y la Orquesta, me siento muy orgulloso de nuestros compañeros que con su iniciativa, tratan de llenar un hueco dentro del espacio colegial. No os pido que os guste, pero sí que les respetéis, igual que otros compañeros se centran a trabajar desinteresadamente con los arquitectos más jóvenes o aquellos que invierten su tiempo en trabajar con la infancia… Los que venís del ámbito universitario deberíais ser los primeros en fomentar la transversalidad de la cultura en el Colegio, y ésta es solo una de las posibles iniciativas a tomar.

    Seguro que hay muchas cosas que mejorar en el Colegio, por favor, centrémonos en ellas.

    • rqlmartinez
      14 julio, 2014

      estimado Diego:
      no es mi intención entrar en polémica contigo, porque sabes que valoro tu trabajo y te aprecio personalmente, pero me gustaría precisar algunas de tus observaciones.

      empezando por el final, por supuesto que respeto a todos los compañeros que se hayan unido al coro como a los que deciden implicarse en otras actividades que se proponen. en el artículo lo resalto, aunque debiera ser inncesario hacer este tipo de aclaraciones. creo que el artículo es una crítica que no puede en ningún caso tacharse de ofensiva.

      si en su momento decidí unirme al grupo de promoción de la arquitectura en la infancia y juventud, fue porque entendí que promovía la función social del colegio (punto 4 de sus fines) y también para ampliar las conexiones del mismo con la entorno de la enseñanza en el que me encuentro (punto 6). tras un periodo de pertenencia al mismo decidí abandonarlo, tanto por falta de disponibilidad personal, como por una cierta desazón en el funcionamiento del grupo (la sensación, compartida con otras personas que también decidieron marcharse, de que se nos utilizaba como “complemento” para otras actividades y no se facilitaba una labora activa y continuada – circunstancias que espero que se hayan podido subsanar después).

      como indico, lo del coro es para mí tan solo un síntoma más de que hemos perdido un rumbo claro en lo que queremos que sea el colegio, confundiendo una organización de pertenencia “obligatoria” con una de libre y voluntaria asociación.
      por supuesto que el colegio realiza otras muchas acciones que sí están claramente definidas en sus fines y que velan por nuestra profesión (¡faltaría más!) pero afirmar que “mantenga sus servicios sin subir las cuotas” es absolutamente falso. desde el 1 de julio, si no se paga una cuota extra, los colegiados nos hemos quedado sin acceso a la bolsa de empleo, ni a la oficina de concursos; no podemos consultar los extractos de normativa, ni recurrir gratuitamente a las asesorías técnicas, laborales, fiscales y jurídicas; tampoco disponemos del asesoramiento de la plataforma de internacionalización (justo en un momento en que muchos observan esta vía como el único camino que garantice su subsistencia). es decir, que en un momento clave para la profesión, los colegiados que SOLAMENTE paguemos nuestra colegiación obligatoria (270€), nos vemos privados de los servicios más necesarios para el desempeño de nuestra actividad. y eso, bajo mi punto de vista, es una clara violación de los puntos 3 y 5 de los fines colegiales.

      por último, no será a nosotros, como representante del grado en el que impartimos docencia, a los que se les pueda achacar falta de voluntad por colaborar con el colegio. desde el año 2011 en que oímos hablar por primera vez de la cátedra COAM (nombre provisional de una plataforma de trabajo entre el colegio y las universidades madrileñas) hemos mostrado nuestra disposicion para participar en la misma. no ha sido hasta abril de 2014 (¡tres años después!) que se nos ha convocado a un primera reunión para ponerla en marcha. y casi tres meses después de la misma, no hemos vuelto a tener ninguna noticia (ni siquiera el acta de la reunión y los contactos de los compañeros presentes que se nos aseguró se enviarían a la semana siguiente).

      coincido contigo en que hay muchas cosas que mejorar en el colegio, y precisamente lo que quiere pedir este simple artículo es que nos centremos en ellas.

      • diselabia
        14 julio, 2014

        Me alegra que coincidamos Raquel, lo que no entiendo entonces es por qué no escribes el artículo en las cosas que deseas que cambien, porque hablar del coro para criticar otras cosas es una invitación a minar el trabajo de los compañeros.

        Respecto a la cuota, se está aplicando la ley; no está variando la cantidad total (270€ básica+ 105€ servicios) respecto al año pasado, con la diferencia que TODOS los colegiados disponen de un seguro profesional gratuíto y que estamos financiando la cuota a desempleados. Seguro que todos querríamos tener una cuota base que fuera la mitad de cara y el doble de servicios, pero danos tiempo, que el Colegio estaba en condiciones económicas lamentables… Os invito a comparar las cuotas que pagan el resto de colegiados por los COAs de España y lo que reciben a cambio.

        Respecto a otros temas, en lo que esté en mi mano y pueda ayudar no dejes de demandármelo; sí te invito a participar más en el Colegio, no menos.

        Como siempre, un placer 🙂

  4. rqlmartinez
    14 julio, 2014

    muchas gracias por comentar Rodrigo. efectivamente los COAs parecen haber olvidado la hoja de ruta y estan más preocupados de dar en bien en cámara y prensa – por aquello del “acercamiento a la sociedad” que comentaba Alberto – que en ofrecer un servicio adecuado a sus colegiados.
    en Madrid la cosa ya es de traca, pues se nos ha suprimido de la cuota básica y obligatoria de colegiación todo aquello que de verdad puede ayudar a nuestra profesión: asesorías, bolsa de empleo, normativas… que ahora son un servicio optativo!?. Con esto se confirma que, efectivamente, para ellos lo primero es que pagues, y luego ya, si además quieres soporte para ejercer adecuadamente tu profesión, pues pagas un poco más.

  5. Al
    12 julio, 2014

    gracias por el comentario, Rodrigo.
    aunque el artículo es de Raquel me voy a permitir un comentario. el problema (creo) es de sustento a toda costa de un modelo de organización que ya nada tiene que ver con su objetivo original. hemos creado entre todos un monstruo al que ahora hay que dar de comer porque no sabemos en qué perrera abandonarle.
    siempre he creido que los colegios tendrían su salida natural (re)convertidos en instituciones culturales. la labor de difusión, formación y fomento de la arquitectura que podrían hacer sería impagable. pero claro, habría que reducir a un tamaño razonable su infraestructura burocrática. me sobra todo el resto, incluido por supuesto todo este mundillo de eventos folcloricos.
    y me sobra, por ejemplo, esa parte de control “descontrolado” que es el visado. la capacitación profesional ya la garantiza (o debería) mi título universitario y la corrección del proyecto ya la revisa (o debería) el ayuntamiento correspondiente.
    lo demás, es un simple impuesto revolucionario -o perteneces a mi club o no trabajas- que se intenta maquillar con estas llamadas a “acercar” el colegio a una sociedad que malditas las ganas que tiene de acercarse a nosotros…

  6. [ r-arquitectura ]
    11 julio, 2014

    antes de leer el artículo supuse que lo de CCC (perdón por las mayúsculas pero estaba así en el texto) era por convertir al Colegio en u a especie de academia “modelo CCC” (esa que nos avasalla con sus anuncios). yo me he quejado abiertamente sobre la transustaciación de los COAs en sedes alquilables para todo tipo de cursillos y presentacio es comerciales, muchas de ellas absolutamente decepcionantes y de mínimo nivel de preparación. pero veo que además de las competiciones de arquitectos-golfistas de mi COA hay más variedad: en Málaga, cursos de cocktails, en Madrid de coro y orquesta… que sí, que imaginación no nos falta, y que somos un colectivo de pensamuento divergente… pero de ahí a estos folklores, como que no lo veo. normal que la sociedad no sepa ni remotamente para qué están las sedes colegiales. ¿habrá que vender entradas para estos shows?
    enhorabuena por el post, minúsculos!! 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 11 julio, 2014 por en profesión y etiquetada con , .
A %d blogueros les gusta esto: